Mar. Mar 2nd, 2021

ApmPrensa

Agencia de Prensa Palabra Multimedia

Un renacer de Emaus

3 min read

Desde mi llegada a este sendero de vida nueva llamado HERMANDAD DE EMAUS en el año 2012, he vivido maravillosas experiencias. Llegué en medio de una situación personal y les testimonio que de no haber sido por el apoyo recibido, no sé qué hubiese sido de mí. Les aseguro que he sido beneficiado en múltiples etapas de mi vida a partir de mi entrada a esta comunidad.

Las fortalezas que me ha proporcionado , el crecimiento espiritual, la confianza en mi mismo,  el amor propio, el amor  a los  tuyos, al valor de los amigos , el respeto a los demás, el perdón propio para luego poder pedir perdón y conceder el mismo;  el creer  de nuevo  y reconocer que  siempre he tenido a mi lado la compañía del  espíritu del Padre que me ha protegido en situaciones difíciles y me ha enseñado el sendero correcto.

He participado en por lo menos 8 o 10 retiros al año, unas como servidor incondicional y otras llevando mi testimonio de orientación a los que ingresan al sendero. Varios han sido los encuentros tanto nacionales, como de la comunidad en la que me desarrollo y de todas estas actividades, algo provechoso he sacado para mi crecimiento en la hermandad.

ENCUENTRO EMAUS HOMBRES ARQUIDIÓCESIS DE SANTO DOMINGO

Recientemente, se  celebró un nuevo evento, EL PRIMER ENCUENTRO DE HOMBRES EMAUS SANTO DOMINGO.  El lema de este encuentro fue: “EL ENCUENTRO CON EL RESUCITADO”,  haciendo clara alusión a nuestro compromiso con el nuevo hombre que ha nacido en de uno de nosotros.

Pero no todo quedó ahí.  Hicimos un compromiso con nuestra hermandad de poner en alto los reclamos de los sectores que representamos y en el que nos desenvolvemos  y asumir nuestro compromisos como entes de la sociedad, con los deberes cívicos que nos corresponden cada cuatro años, eligiendo lo mejor para nuestras comunidades  tratando de que sean elegidos los más idóneos, sacando de circulación los que han dado evidencia de corrupción en sus desempeños públicos.

Allí reafirmamos nuestro papel como hombres en el núcleo de la familia y los intentos de desestabilizar la misma,  hacer publicas nuestras  ideas con respecto a la vida y el respeto a la misma  desde su concepción hasta la muerte natural, llevar el estandarte de  los valores que muchas veces han ido en caída especialmente en las nuevas generaciones .

Nuestro guía el Arzobispo Metropolitano de Santo Domingo Monseñor Francisco Ozoria, también hizo hincapié en que no podemos dejar el camino libre a los malos y corruptos.

Nos invitó a ser luz y sal de estos tiempos. En tiempos de oscuridad y tinieblas, debemos ser la luz que guíe y oriente a su comunidad.

En sentido general tenemos que seguir siendo fieles creyentes para fortalecer la fe, sin olvidar nuestro compromiso social.

EMAUS es más que testimonios de vida, es compromiso con nuestras familias y pueblos, somos una hermandad que crece y como tal debemos fortalecer nuestras bases y directrices, enhorabuena.

Asumo el compromiso y sigo Orgulloso de la HERMANDAD EMAUS.