Vie. Feb 3rd, 2023

ApmPrensa

Agencia de Prensa Palabra Multimedia

DA A TU SIERVO UN CORAZÓN DÓCIL, PARA DISCERNIR EL MAL DEL BIEN.

3 min read

Y Al Señor le agradó que Salomón le hubiera pedido aquello, y Dios le dijo: ”Por haber pedido esto y no haber pedido para ti vida larga ni riquezas ni la vida de tus enemigos, sino que pediste discernimiento para escuchar y gobernar, te cumplo tu petición: te doy un corazón sabio e inteligente, como no lo ha habido antes ni lo habrá después de ti”.

Estas  lecturas de este domingo XVII del Tiempo Ordinario, no nos hablan de riquezas ni afanes de la vida, sino de ser conocedor de la Palabra del Señor, y de su misericordia, “que tu bondad me consuele, según la promesa hecha a tu siervo; cuando me alcance tu compasión, viviré, y mis delicias serán tu voluntad… Yo amo tus mandatos más que el oro purísimo; por eso aprecio tus decretos y detesto el camino de la mentira..Tus preceptos son admirables, por eso los guarda mi alma; la explicación de tus palabras ilumina, da inteligencia a los ignorantes.”

Y qué decir de la carta del apóstol San Pablo a los Romanos, en el capítulo 8: “Hermanos sabemos que a los que aman a Dios todo les sirve para el bien; a los que ha llamado conforme a su designio. A los que había escogido Dios los predestinó a ser imagen de su Hijo, para que él fuera el primogénito de muchos hermanos. A los que predestinó, los llamó; a los que llamó, los justificó; a los que justificó, los glorificó.”

Evangelio del tesoro escondido.

En el Evangelio, el Señor presenta a la gente lo que es el Reino de los Cielos y a qué se parece. Hace comparaciones, entre el tesoro escondido, que cuando lo encuentran, van y venden todo lo que tienen para comprar el campo. También como el comerciante en perlas finas que vende todo para comprarlas. También como la red que echan al mar a buscar peces y van a la playa y se sientan a tirar los peces malos y guardar los buenos. Y los compara como será al final de los tiempos en que los ángeles, separarán a los malos de los buenos y los echaran al horno  encendido. Allí será el llanto y rechinar de dientes. ¿Entienden todo esto? Y agregó:”Ya ven, un escriba que entiende del Reino de los cielos es como un padre de familia que va sacando del arca lo nuevo y lo antiguo”.

“Salomón es, en la historia de la salvación, un símbolo típico de la exaltación de la sabiduría como actitud religiosa, como don gratuito y como responsabilidad bienhechora entre los hombres…El carisma consiste en una especial prerrogativa del soberano para gobernar al pueblo con rectitud, no en el contexto de una justicia humana, sino en el de la elección de Israel y de la fidelidad a la Alianza, es decir en un sentido religioso y mesiánico.” (tomado de Rayo de Luz)

“Las cuatro breves parábolas de este domingo concluyen el ciclo sobre el Reino de los Cielos, y el Señor Jesús las narra para suscitar en el corazón de los discípulos de entonces, como en los de ahora, el deseo del encuentro con Dios.” (idem) Amén!

Acerca del Autor