Vie. May 24th, 2024

ApmPrensa

Agencia de Prensa APM

Uniminuto: XXII Domingo del tiempo ordinario

2 min read

Profesores del Instituto Bíblico Pastoral Latinoamericano de la FEBIPE-UNIMINUTO explican cada semana el Evangelio del domingo.

En esta ocasión el Dr. Yecid Triana, profesor del programa de Ciencias Bíblicas en Uniminuto, traza las pistas exegéticas de interpretación del evangelio que nos propone la liturgia de este domingo.

El profesor después de mostrarnos la estructura del texto en su contexto literario, se detiene en la interpelación que Jesús hace a Pedro para que retome el camino del seguimiento e invita con tres verbos en imperativo, a quienes desean ser sus seguidores, a renunciar a sí mismos, a tomar la propia cruz y a seguirle.

Mt 16,21-27

Desde entonces comenzó Jesús a manifestar a sus discípulos que él debía ir a Jerusalén y padecer mucho por causa de los ancianos, de los príncipes, de los sacerdotes y de los escribas, y ser llevado a la muerte y resucitar al tercer día.

Pedro, tomándolo aparte, se puso a reprenderle diciendo:

—¡Dios te libre, Señor! De ningún modo te ocurrirá eso.

Pero él se volvió hacia Pedro y le dijo:

—¡Apártate de mí, Satanás! Eres escándalo para mí, porque no sientes las cosas de Dios sino las de los hombres.

Entonces les dijo Jesús a sus discípulos:

—Si alguno quiere venir detrás de mí, que se niegue a sí mismo, que tome su cruz y que me siga. Porque el que quiera salvar su vida la perderá; pero el que pierda su vida por mí, la encontrará.

Porque, ¿de qué le servirá al hombre ganar el mundo entero si pierde su vida?, o ¿qué podrá dar el hombre a cambio de su vida?

Porque el Hijo del Hombre va a venir en la gloria de su Padre acompañado de sus ángeles, y entonces retribuirá a cada uno según su conducta.